Fluir

Instalación interactiva

La huella dactilar es una parte de nuestro cuerpo que nos identifica como únicos y diferentes de los demás seres humanos. Es una parte del cuerpo que no se modifica con el tiempo, es decir que nacemos y morimos con la misma huella dactilar.
El agua de la cascada fluye sin parar y con su movimiento limpia y purifica lo que encuentra a su paso. La huella y el agua son los activadores específicos de una obra de sanacion.


2017, Centro Cultural Kirchner